NEVER ODD OR EVEN. Una maniobra de posicionamiento, es un proyecto instalativo en el que, a través de elementos alegóricos localizados en el paisaje marítimo, se abordan cuestiones en torno a lo antagónico y la resistencia, ya que se trata de asuntos de transversalidad histórica especialmente activados en la actualidad.

De este modo, la obra presta especial atención a su naturaleza procesual, pues, la reflexión que propone, encuentra su razón de ser en el paseo y en la interpretación de los acontecimientos que tienen lugar durante el mismo.

Así, a partir del registro videográfico de eventos de ocio y consumo acaecidos en un paseo marítimo -dada la vinculación con el mar como elemento representativo de la contemplación en la historia del arte-, el proceso creativo pasa por la manipulación digital de dichas imágenes- movimiento, de manera que su sentido original queda subvertido.

La instalación consiste en un dispositivo de tres pantallas de proyección desplegadas a lo largo y alto del espacio, donde se presenta una posible secuencia de acontecimientos que son fragmentados a medida que el espectador se desplaza por la sala. Una estrategia narrativa, por lo tanto, propia de las denominadas prácticas de campo expandido, donde la presencia del espectador en el espacio expositivo es determinante, y con la que se pretende, además, ejercer una resistencia a la estructura narrativa lineal tradicional.

*NEVER ODD OR EVEN (NUNCA IMPAR O PAR) es una frase palíndroma, es decir, una frase que puede ser leída tanto de izquierda a derecha como de derecha a izquierda.


NEVER ODD OR EVEN. Una maniobra de posicionamiento, 2016
Vídeo instalación
Full HD Vídeo 35 ´(Loop)
Instalación en CAAC de Sevilla (Centro Andaluz de Arte Contemporáneo).